10 ago. 2012

LA FORMACIÓN DEL FRENTE POPULAR (VI)

La campaña electoral, sin censura de prensa, registró escasos actos de violencia; se tocaban todos los temas nacionales y locales; los discursos y los panfletos adquirieron una intensidad y un volumen nunca conocidos en España.  Toda esta propaganda es altamente interesante para entender el pronunciamiento del electorado y por la repercusión que había de tener en la Guardia Civil.  Aunque los fragmentos de estos discursos no nos pueden permitir un acercamiento exacto a los diferentes grupos, al menos nos dan una pequeña muestra de lo que fue el desarrollo de la campaña:

"...La clase trabajadora no renuncia de ninguna manera a la conquista del poder público.  Está en su programa y se halla decidida a obtener ese poder político de la manera que pueda.  Entendemos nosotros que ésa es nuestra obligación y nuestra aspiración: que la República burguesa hay que transformarla en una República socialista.  Y a eso no renunciamos." LARGO CABALLERO.

"...Quede bien aclarado aquí que nosotros no hipotecamos nuestra ideología ni nuestra libertad de acción para lo porvenir.  Vamos a la lucha en coalición con los republicanos de izquierda con un programa que no nos satisface.  Cuando se publique, lo veréis.  Pero no debéis desanimaros por eso.  Hay que defenderse.  ¿Cómo?  Como las circunstancias nos lo permitan.  Y ahora es necesario ir todos unidos, y a eso vamos.  Hay que conseguir la amnistía." LARGO CABALLERO.

"..Porque lo que ocurrió en octubre fue eso: que la clase trabajadora española libró a nuestro país de la vergüenza y el oprobio de un régimen fascista.  Gracias a nosotros España puede soñar con rutas de libertad." LARGO CABALLERO.

"Declaro paladinamente que antes de la República nuestro deber era traer la República; pero, establecido el régimen, nuestro deber es traer el socialismo.  Y cuando hablamos de socialismo no nos hemos de limitar a hablar de socialismo a secas.  Hay que hablar de socialismo marxista, de socialismo revolucionario.   No se pueden mantener ya posiciones equívocas.  Hay que ser marxista, y serlo con todas sus consecuencias."  INDALECIO PRIETO.

"La coalición de derechas, lejos de haberse debilitado, como acusan los rumores de los enemigos, se ha robustecido.  Lejos de haberse roto, se ha consolidado en un frente contrarrevolucionario en el que no importan las distintas ideas si coinciden los fines, al defender lo principios sociales y espirituales.  Nosotros, en esta coalición, no perderemos nuestro significado, y estamos dispuestos con los demás a imponer las normas que impuso España.  Para mí, el bloque antirrevolucionario sólo tiene por límite aquel en el que empiezan los revolucionarios.  Nada me importa lo que entre esos grupos o esos hombres y yo haya pasado.  Son hombres que miran a España y a Dios, y no importa lo que hayan dicho de mí.  Los que estuvimos juntos en octubre podemos estarlo ahora, porque no se pregunta a nadie de dónde viene cuando viene a la lucha.  Estamos plenamente de acuerdo para una unión electoral, no postelectoral.  Es necesario que nadie pierda sus características.  Todos unidos en defensa de unos ideales, pero diferenciados.  Hay unas cosas accidentales en cada programa, aparte de las cosas fundamentales."  GIL ROBLES.

"Coalición electoral con el proletariado para alcanzar el poder, y con un gobierno republicanos realizar un programa de gobierno previamente pactado.  No acostumbro yo, ni en el fondo ni en el exterior, a hacer cosa distinta de la que ofrezco.  Si el cuerpo electoral nos da sus votos, realizaremos lo pactado, y si no, ya sabemos lo que hay que hacer y adónde iremos, pero no consentiremos que se desnaturalice el pacto.  Victoriosos, realizaremos el programa dado a la opinión, y derrotados, seremos una esperanza.  Que no recibimos ningún mandato socialista ni un mandato comunista, sino republicano.  Con esto he querido salir al paso de aquella campaña que se hizo en las Cortes Constituyentes, que se inicia ya ahora, de que los republicanos somos prisioneros de los socialistas.  No soy, moral ni políticamente, prisionero de nadie, aunque físicamente esté al alcance de cualquier presidente del Consejo hacerme prisionero" MANUEL AZAÑA.

"...¿A qué fuerza? A la orgánica: a la fuerza militar puesta al servicio del Estado... Me dirán algunos que soy militarista.  No lo soy, pero no me importa que me lo digan.  Prefiero ser militarista a ser masón, a ser marxista, a ser separatista, e incluso a ser progresista.  Dirán otros que hablo en pretoriano.  Prefiero ser pretoriano con riesgo de milicia a serlo con sordidez leguleya de Alcubilla.  Hoy el Ejército es la base de sustentación de la patria.  Ha subido de la categoría de brazo ejecutor, sordo, ciego, mudo, a la de columna vertebral, sin la cual no es posible la vida.  Como no se concebiría la de España, si el 6 de octubre no la hubiese salvado un ejército en que la ponzoña política y masónica no había extinguido del todo los brotes sobrehumanos del patriotismo y la espiritualidad...  Hoy el Ejército es la nación en armas, y la nación el Ejército de la paz."  CALVO SOTELO.

Por otra parte, el panfleto abundó y alcanzó en muchos casos tonos virulentos:

"Luchan, de un lado, los defensores de la religión, de la propiedad y de la familia; del otro, los representantes y voceros de la impiedad, del marxismo y del amor libre.  Son las dos ciudades enemigas de que habla San Agustín" (El Noticiero, 14-2-36)

"Seguramente esos sacrificios reparadores y suplicantes inclinarían al Corazón Sacratísimo de Jesús a cumplir la promesa de su reinado en España no permitiendo el triunfo de nuestros enemigos." (El Pensamieto Navarro, 7-2-36)

"¡A las urnas, granadinos!  Por la República del 14 de abril.  Hay que votar hoy:
Contra los secuestradores de las libertades públicas.
Contra los que quieren aplastar la democracia para implantar un régimen despótico.
Contra los que desahucian a los colonos de sus tierras.
Contra los que dan jornales de seis reales.
Contra los que odian a la República porque es un régimen de libertad y de justicia.
Contra los que quieren esclavizar al proletariado.
Contra las inmoralidades administrativas.
Contra la política del estraperlo y sus cómplices.
¡Votad por la República y votaréis por España!"
(El Defensor de Granada)

"Sevillano: ¿Te acuerdas de los años que estuviste sin SEMANA SANTA?
Pues prepárate a no tenerla nunca si entran las izquierdas.
¡No ves que son laicos... y enchufistas!"
(Propaganda de ACCIÓN POPULAR)

VISITA MI PÁGINA WEB

No hay comentarios: